La SESA promueve las consultas prenatales para evitar riesgos durante el embarazo

0
61

-Para un embarazo saludable se recomienda acudir a la primera consulta prenatal entre las 6 y 8 semanas

Chetumal. – Asegurar que todo embarazo culmine en el nacimiento de un niño sano y sin deterioro de la salud materna es una prioridad para los Servicios Estatales de Salud (SESA) por lo que se recomienda a las embarazadas acudir a consulta prenatal en su unidad de salud más cercana.

Para garantizar el acceso a servicios médicos oportunos y de calidad, en todas las unidades de salud de la SESA, a través de los Programas de Salud Materna y Planificación Familiar, se brinda información, orientación y atención a las mujeres que lo solicitan antes, durante y después del embarazo.

La consulta prenatal se trata de un procedimiento de atención esencial y periódico dirigido a la mujer gestante y a su familia. Abarca desde la concepción hasta el inicio del trabajo de parto.

A través de la consulta prenatal se determina la edad gestacional, el estado de salud de la mujer gestante y su expectativa del embarazo, se evalúa la condición materno-fetal, la vigilancia del desarrollo y evolución gestacional e identificación de factores de riesgo obstétrico.

También, representa la oportunidad para comenzar a tejer redes de apoyo que permitan cuidar y disfrutar del embarazo (club de embarazadas, madrinas y padrinos obstétricos).

Para un embarazo saludable se recomienda acudir a la primera consulta prenatal entre las 6 y 8 semanas, la segunda entre la 10 y 13.6 semanas, la tercera entre 16 y 18 semanas, la cuarta a las 22 semanas, la quinta a las 28 semanas, la sexta a las 32 semanas, la séptima a las 36 semanas, la octava entre las 38 -y 41 semanas y la novena consulta al concluir el embarazo.

Además, es necesario acudir a su centro de salud para que, con el acompañamiento de un profesional, puedan elaborar un plan de seguridad, con el que podrán identificar los puntos clave para reaccionar en caso de una emergencia en el embarazo.

Este plan de seguridad considera aspectos clave como tener a la mano, en un lugar de fácil recuperación para poder llevarlos al hospital, todos los estudios de las visitas médicas y su identificación oficial, conocer cuál es tu tipo de sangre (en caso de no saberlo, puede solicitar el apoyo del personal de su centro de salud en su próxima consulta).

También es importante conocer la fecha probable de parto, el hospital que puede atender el parto (y qué hospital puede atender una urgencia), conocer cuáles son las señales de alarma y quiénes podrían donar sangre en caso de ser necesario.

Si estás embarazada y presentas hinchazón de pies, cara y manos, fiebre, crisis convulsivas, sangrado vaginal, dolor de abdomen o pélvico intenso, dolor de cabeza, zumbido de oídos, ver lucecitas o dejas de sentir los movimientos de tu bebé, acude inmediatamente al hospital más cercano a tu localidad, para recibir atención inmediata.

LEAVE A REPLY