Cita con Kim Jong-un podría tener lugar ‘más tarde’ del 12 de junio, dice Trump

0
652

El presidente estadounidense, Donald Trump, aseguró este martes que cree que su esperada cumbre con el líder norcoreano, Kim Jong-un, podría no producirse como estaba previsto, el 12 de junio en Singapur, sino “quizá más tarde”.

“Puede que no salga adelante lo del 12 de junio”, dijo Trump en declaraciones a los periodistas al recibir en la Casa Blanca al presidente surcoreano, Moon Jae-in.

“Veremos lo que pasa. Si no ocurre en esa fecha, quizá ocurrirá más tarde”, agregó el gobernante.

Trump no quiso aclarar si había hablado con Kim sobre el futuro de la cumbre, y se limitó a indicar que se “sabrá pronto” qué ocurre con la histórica cita.

Corea del Norte aseguró la semana pasada que la celebración de la cumbre con Trump estaba en peligro debido a las presiones de la Casa Blanca para imponerle un modelo de desnuclearización “unilateral”.

El presidente estadounidense aseguró que aún está dispuesto a reunirse con Kim, pero que “nunca se sabe” lo que puede ocurrir con ese tipo de negociaciones.

Si sale adelante un acuerdo entre los dos países, Kim será “extremadamente feliz”, pronosticó Trump.

El pasado jueves, Trump dio dos opciones al líder norcoreano: si llega a un acuerdo sobre desnuclearización con Estados Unidos, se garantizará su permanencia en el poder, pero si no lo hace, podría sufrir el mismo destino que el líder libio Muamar al Gadafi, que murió en 2011 tras ser derrocado con ayuda de la OTAN.

Trump insinuó que Moon podría volver a reunirse con Kim tras su histórico encuentro del pasado 27 de abril, y dijo que si las negociaciones salen adelante, “Corea del Sur, China y Japón estarán dispuestos a ayudar” para “hacer que Corea del Norte sea grande”.

“Ahora vemos dos Coreas. Quizá en el futuro volverán a una Corea”, subrayó Trump.

También insistió en que la reciente visita de Kim a China podría haberle hecho cambiar de opinión sobre sus negociaciones con Estados Unidos, al asegurar que hubo “una diferencia” en él cuando volvió de ese “segundo viaje” al gigante asiático.

Moon, por su parte, dijo entender que la gente sea escéptica sobre la cumbre entre Trump y Kim, pero afirmó tener “confianza completa” en que el presidente estadounidense puede llegar a un acuerdo para acabar con la guerra coreana y traer “paz y prosperidad” a Corea del Norte.

El presidente estadounidense y el mandatario de Corea del Sur iniciaron el martes una serie de reuniones para coordinar una inminente cumbre entre e presidente estadounidense, Donald Trump, y el líder norcoreano. El presidente surcoreano Moon Jae-in llegó este martes a la Casa Blanca.

Te puede interesar: Trump se reunirá con Kim Jong-un el 12 de junio en Singapur

El encuentro ocurre en momentos en que las gestiones de reconciliación entre las dos Coreas sufren un duro revés: la semana pasada Pyongyang canceló su participación en una reunión con los surcoreanos en protesta por unas maniobras militares efectuadas entre Seúl y Washington.

El líder norcoreano además en ese momento amenazó con cancelar la cumbre con Trump en protesta por la insistencia estadounidense en que las fuerzas norcoreanas deben abandonar totalmente sus armas nucleares.

A pesar de las amenazas, la cumbre era el tema principal de la reunión entre Trump y Moon.

El vicepresidente Mike Pence declaró que Trump ansía tener ‘una discusión completa’ y enfatizó que la planificación para la cumbre sigue adelante.

En declaraciones, Pence dijo que ‘sería un error’ si los norcoreanos creen que pueden ’aprovecharse’ del presidente Donald Trump.

Pence se quejó de que los gobiernos de Bill Clinton y de George W. Bush fueron engañados por el gobierno norcoreano.

“En ese momento les ofrecimos concesiones al régimen norcoreano a cambio de promesas de que pondrían fin a su programa nuclear, pero ellos violaron esas promesas”, dijo Pence.

Si bien Trump no ha dado indicios de que desea cancelar la cumbre, no ha explicado bien cuáles son sus objetivos para la reunión.

LEAVE A REPLY